Exhumación fusilados en el cementerio de Orihuela

La búsqueda de los 17 fusilados en el cementerio de Orihuela se topa con el temor del caso Monóvar: “Veo casi imposible recuperar a mi abuelo”

https://www.eldiario.es/1_62b05c

Fragmento de la noticia del diario Información: Noticia en el diario “Información”

EL MIEMBRO DE LA CNT QUE PROTEGÍA EL PATRIMONIO RELIGIOSO

El nombre de Antonio Pujazón Samos aparece junto a otros 16 en el monolito que se levantó en 2008 en memoria de los republicanos fusilados en el cementerio parroquial. Delegado del comité antifascista en Orihuela, frente a posturas radicales, se empeñó en preservar el patrimonio religioso de la ciudad y evitar su destrucción, conservándolo en el convento de Capuchinos. Pistola en mano, evitó la quema de imágenes como la del Cristo de la Agonía frente a los exaltados. Al finalizar la contienda fue acusado de destruir patrimonio religioso.


En los siguientes enlaces presentamos el vídeo de la inauguración del monumento en el año 2008 y otro vídeo de uno de los actos que celebramos en el 2013. Estos son actos que venimos realizando todos los años en el mes de noviembre y que la mayoría de veces se les ha dado un silencio mediático por parte de las instituciones y la prensa.

El Ateneo venimos realizando desde el año 2004 una trayectoria de trabajo y lucha por el reconocimiento y la reparación jurídica, política y social de las victimas del franquismo , exigiendo VERDAD, JUSTICIA Y REPARACIÓN para acabar de una vez por toda con la impunidad del franquismo y condenando dicho régimen como criminal y genocida.

Con respecto al proceso de la exhumación exigimos que se realice en el marco de un procedimiento judicial válido , con todas las garantías jurídicas y forenses para así evitar la destrucción de pruebas de los crímenes cometidos por el franquismo y lograr la reparación jurídica de las victimas.

ATENEO SOCIO CULTURAL VIENTO DEL PUEBLO – ORIHUELA

 

 

Exhumación de 17 republicanos fusilados en los muros del cementerio de Orihuela

Desde el año 2007, el Ateneo Sociocultural Viento del pueblo viene reivindicando la lucha jurídica y social por la restauración de la memoria perdida durante los años de la dictadura y la democracia. Memoria histórica que afecta exclusivamente al bando republicano, y que, con este acto de la verdad histórica, se consigue dar un pequeño paso en la dirección que desde entonces seguimos reivindicando. VERDAD, JUSTICIA y REPARACIÓN para las víctimas del proceso franquista. Exhumación que se basa en el auto de Baltasar Garzón en relación a la existencia de una fosa común de fusilados en el cementerio de Orihuela.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Imágenes correspondientes a diferentes años de los homenajes a los fusilados republicanos en el cementerio de Orihuela.

 

Como consecuencia de esta lucha por lo que, objetivamente, se debe considerar como justicia histórica por los asesinados por el bando franquista, el Ateneo Viento del  Pueblo ha realizado numerosos homenajes periódicos, charlas y exposiciones en busca de esa justicia. Destino inevitable que sólo llegará por el reconocimiento y rechazo social y gubernamental de lo sucedido, ya que los autores, ya fallecidos nunca han sido juuzgados por ello.

La Generalitat exhumará en el cementerio de Orihuela a 17 republicanos fusilados en 1939

La investigación y el estudio antropológico de los restos se desarrollará durante tres meses y cuesta 23.776 euros. La administración cuenta con la autorización del Obispado

Texto obtenido directamente del diario Información: https://www.informacion.es/vega-baja/2020/10/22/generalitat-exhumara-cementerio-orihuela-17-20271719.html

Homenaje a los fusilados por el fascismo en Orihuela en su 78 Aniversario

La Memoria Histórica como recuerdo colectivo, como acciones colectivas vividas por un pueblo en el pasado, como acción de preservar la identidad y la continuidad de un pueblo a través de las diferentes etapas históricas del desarrollo de la lucha de clases.

Si los fusilados en la provincia de Alicante, de 1936 a 1945 asciende a 742 víctimas, de los cuales 156 son víctimas de la Vega Baja, asesinados con la farsa jurídica de juicios sumarísimos de urgencia. Más del 20% de los republicanos fusilados en la provincia procedían de la Vega Baja y 38 de ellos de Orihuela y Benferri y un largo número que sigue del resto de pueblos que fueron fusilados en Alicante.

Hoy nos encontramos aquí, en el monumento a los fusilados que logramos erigir en el año 2008, lugar donde fueron fusilados y se encuentra la fosa común donde fueron arrojados la mayoría de ellos, para seguir reivindicando 78 años después, año tras año, Verdad-Justicia y Reparación para todos ellos y a todas las víctimas del franquismo.

Los mayores fusilamientos se produjeron en octubre y noviembre de 1939.

Desde el Ateneo y la AVF seguimos haciendo nuestra la lucha por esa recuperación de la memoria colectiva que nos permita conocer el pasado para entender el presente y futuro y de una vez por todas conseguir que se haga justicia y reconocimiento a todos los hombres y mujeres que fueron asesinados, torturados y encarcelados por defender el régimen legalmente establecido, la II República española.

En el estado español la persistencia de las víctimas, asociaciones de memoria y las movilizaciones y acciones de las mismas, han conseguido mínimamente rescatar del olvido los crímenes del franquismo, un olvido programado por las élites políticas de la Transición, siendo ese espíritu de la Transición el ejecutor de un olvido pactado bajo el supuesto de un futuro democrático. Ese espíritu de la llamada Transición ha sido y sigue siendo el gran freno a las demandas de las asociaciones y víctimas del franquismo, permitiendo en la actualidad la impunidad imperante del franquismo tanto a nivel institucional, jurídico y cultural. Ello lo vemos reflejado hoy en día en la imposibilidad jurídica de juzgar los crímenes del franquismo en el estado español bajo el amparo de la Ley de amnistía de 1977 y de la actual Ley de Memoria Histórica, todo ello bajo el paraguas de ese modelo de Transición que dejó en las cunetas y fosas comunes a miles de personas asesinadas en las 2300 fosas localizadas.

Sigue leyendo